30 de diciembre de 2013

Emborracharse sería lo correcto

Iban derramando lágrimas aquellos ojos verdes mientras alguien que no era nadie escribía estas lineas. 
Sintió un profundo vacío en su interior, todo lo que algún día lo llenó acababa de agujerearse y por aquellos pequeños huecos se escapaba lentamente, gota a gota, como esas lágrimas que recorrían su rostro pálido, triste, acabado, como aquel vacío. Acabado como aquel invierno frío, el cual sentía que quería alargar más allá de la siguiente estación del año. Deseaba por encima de cualquier cosa que las agujas del reloj se pararan y que solo quedase ella, encerrada en esas cuatro paredes esperando un algo, un quizás, un suspiro, un motivo por el cual seguir, luchar, levantarse y andar de nuevo hacia delante. Pero ya no lo encontraba, no era capaz mas que seguir allí en silencio envuelta en sus pensamientos llenos de angustia, miedo, rabia e impotencia. Volvía a buscar un por qué para todo aquello, seguía imaginando que algún día abriría los ojos y no sería todo mas que un simple sueño vacío como su interior, porque ya no le quedaba nada más. Esperó a que sus manos le respondieran para poder escribir lo que no estaba dispuesta a decir con la voz. Y se ocultó tras unos ojos verdes que ya no derramaban lágrimas.

SandraMG


10 de diciembre de 2013

230, solo es un número

Ya te echo de menos.
Tu sonrisa.
Tus ojos.
Echo de menos tus labios,
rozando los mios.
Te echo de menos
acariciándome el pelo,
diciéndome "te quiero",
al oído,
a dos centímetros de mi piel.
Echo de menos tus manos,
recorriendo mi espalda.
Echo de menos tu cuerpo
bailando con el mío.
Ya te echo de menos.
A ti.
A nosotros.

-Que te echo de menos, joder.


 Sandra MG

18 de noviembre de 2013

AMOR, ¿qué eres?

Cuando me giré ya estaba a mi lado. Sentía su respiración cada vez más acelerada en mi oído. Me quedé muy quieta sin poderlo mirar a los ojos, y aunque en el fondo de mi ser algo me decía que lo buscara entre el silencio, permanecí allí de pié, con la cabeza agachada mirando el suelo frío de asfalto. 
La gente pasaba y nosotros dos no existíamos, los coches rompían el silencio mientras se iban encendiendo las luces amarillas y naranjas de la ciudad.
Conté hasta veinte, el frío me calaba los huesos, el jersey beige y el abrigo marrón parecía que no recubrían mi piel, me sentía desnuda en mitad de la calle y él a mi lado contemplándome hacía que me sintiera cada vez más desprotegida. 
En verdad no sé muy bien que esperaba de todo aquello, una palabra de su boca al menos que acabara con ese ambiente tan extraño, hablando por mí. Él se veía tranquilo, notaba como su respiración se iba regulando y yo de repente relajé los músculos que, hasta ese momento, no me había dado cuenta de que estaban en tensión. Parecía él tan cálido y yo tan fría. Seguía buscando en algún rincón de mis pensamientos un conjunto de palabras para poder ordenarlas adecuadamente y decir algo, pero aunque me empeñaba, vagamente conseguía tener algo sensato que decir. 
Y sin darme cuenta puso su mano sobre mi hombro y muy despacio hizo que girara sobre mí misma hasta quedar cara a cara, aunque yo seguía encontrando fascinante ese suelo gris.
"Tú..." Esas dos letras me atravesaron todo el cuerpo en forma de corriente eléctrica que te enciende por dentro de manera que no puedes controlarte de ninguna manera. Dos simples letras que detrás venían acompañadas de dos palabras más que lo cambiarían todo: "Te quiero..." Y yo desperté, de ese sueño profundo, de esa agonía, ya nada me ataba y me dejé llevar, ya no podía evitarlo, era más fuerte que yo, ese sentimiento me arrollaba como un tren de mercancías y mis piernas no querían salir corriendo. Terminé rindiéndome ante algo inevitable.
Levanté la mirada y al encontrarme con sus ojos, me enamoré incondicional y profundamente de ellos.


8 de noviembre de 2013

"Para siempre es mucho tiempo" Cap. 2

La mañana que comenzó a escribir su primer libro no imaginaba que al publicarlo su vida daría un giro completo. 
***
Ese día se levantó como siempre y se acercó a la ventana que había frente a su cama. La mañana se presentaba gris, hacía demasiado viento y las hojas caídas de los árboles de noviembre corrían rápidas sin ninguna dirección por el cielo. En ese momento le invadió un profundo sentimiento de nostalgia pero no sabía hacia qué o quién. 
Caminó por el largo pasillo del apartamento hacía la cocina, todo estaba en silencio, como de costumbre, pero ella sentía que ese día no era como los demás. Cogió una de sus tazas preferidas donde podía leerse "Today is a great day", casualidad o no, ese día en verdad sería un gran día. 
Una cosa que adoraba era el olor del café recién hecho por las mañanas, meter las manos en las mangas del pijama y coger la taza así para no quemarse. Se sentaba de lado en un gran sillón blanco al lado del balcón del salón, miraba hacía la calle y empezaba a divagar entre sus pensamientos hasta que se perdía soñando despierta. Después cogía un pequeño cuaderno de notas con una tapa negra de piel y un lazo que lo rodeaba de la mesita de madera oscura que había junto al sillón y comenzaba a escribir palabras y frases que para ella no tenían ningún sentido, era el simple hecho de tener la necesidad de desahogarse de sus pensamientos de alguna forma y por ello acababa escribiendo pequeños textos que volvía a leer cada noche antes de ir a dormir intentando encontrarle alguna explicación que nunca encontraba y que aquella noche de ese día gris por fin encontraría. 

Sandra MG.


Puedes seguirme en:
Twitter:@SandraM2G
Instagram: justsandram2g
Facebook: Sandra MG

Espero que os guste este tipo de post para continuar no os olvidéis opinar sobre la entrada en las pestañitas de abajo y si queréis también podéis dejarme un comentario.

¡Hasta el próximo post!

20 de octubre de 2013

Con los cinco sentidos


"Detrás de esa mirada,
sueños rotos.
Detrás de esa sonrisa,
tristeza contenida.
Detrás de esas manos, 
caricias no dadas.
Detrás de ese aroma,
recuerdos  rotos.
Detrás de esa música,
lágrimas derramadas."
-Sandra MG-

"...
palabras no dichas."





Fotos hechas por Daniel Lorite (@Kangrempersonaenproyecto.blogspot.com

14 de octubre de 2013

"Para Siempre es mucho Tiempo"


"Escribir sobre amor cuando una persona esta enamorada es fácil, o eso dicen, pero cuando ya no tienes palabras para expresar lo que sientes es difícil describir una mínima parte de ese amor que sientes."

 No sabía si continuar leyendo, él la miraba sin apartar sus ojos mientras escuchaba aquellas palabras que iban saliendo de su boca. Palabras que eran como una suave música que llegaba hasta sus oídos. Ella sentía que la observaba, le ponía nerviosa aquellos ojos verdes intensos que ocultaban demasiadas cosas. De repente paró de leer, cerró el libro y bajó la mirada. Se quedó en silencio sentada en aquel enorme sillón de piel de un rojo tan intenso como el color de los ojos que la miraban. Ninguno de los dos pretendía pronunciar ni una mínima palabra. Y así se quedaron varios minutos, en el más profundo silencio, en medio de aquellas cuatro paredes de color marfil bañadas por marcos de retratos blancos sin ninguna foto, porque no había recuerdos para ellos dos.
Él seguía sentado a su izquierda en un bonito sofá color negro frente a ella, apoyaba su codo derecho en el reposa brazos mientras que con su mano sujetaba su áspera barbilla por la barba de unos días y con su dedo índice cruzaba sus labios ligeramente abiertos.
La respiración de ella era cada vez más acelerada, sentía que sus pulsaciones aumentaban a cada segundo pero aparentemente seguía allí sentada hacia delante, con la cabeza agachada mirando la portada de aquel primer libro que guardaba tantas promesas: "Para siempre es mucho tiempo"


-Sandra MG-


Estoy pensando en continuar esta historia y hacerla tipo novela, si os ha gustado comentad y decirme que opináis al respecto, gracias :)

5 de octubre de 2013

Smoking cigarettes. 19.


 "Si nos paramos a buscar una lógica, una respuesta, un algo que nos permita no tener ni el mínimo daño, ni el mínimo sufrimiento, ni la mínima duda... tal vez todo iría mejor. Pero el problema es que incluso nosotros mismos nos hacemos daño, sufrimos en silencio, intentamos diseminar dudas que a cada momento aparecen en algo tan sencillo como nuestros pensamientos, y sin darnos cuenta nos perdemos todo lo que pasa a nuestro al rededor intentando encontrar desesperadamente la felicidad en algo donde tal vez no este, no se encuentre, no exista. Quizás ni ser feliz sea verdadero, quizás solo sea un invento de aquellos que se ciegan por temor al dolor, a la soledad, a la tristeza... Nunca llegaremos a comprender el verdadero significado de nuestra existencia, y recordarás que no eres mas que alguien en un universo de tantos infinitos donde crees que no eres nadie, pero sin embargo mereces ser algo, algo como ser feliz." 
-Sandra Mg-
     

2 de septiembre de 2013

"Escribiendo..."

En blanco. Así llevaba la hoja de papel tres largos meses. Vacía. Vacía de palabras que no abarcaban sus dimensiones. Algo tan sencillo, tan frágil como una hoja de papel en blanco, sin trazos que le dieran sentido, fuerza. Y por algún motivo esa hoja de papel permaneció así durante demasiado tiempo, en aquella mesa al lado de una ventana por la que apenas entraba luz. 
Un dos de septiembre, alguien que no era nada más que nadie en un universo remoto e infinito, manchó de tinta aquella hoja de papel. Formas iban apareciendo a lo largo de aquel inmenso blanco que cada vez se hacía más pequeño. Y esos trazos sin sentido se fueron convirtiendo en palabras desordenadas que buscaban rápidamente formar parte de algo lógico que aquel alguien intentaba crear. Evadirse escribiendo, algunos lo llaman así, cuando sin embargo ese alguien solo había manchado de tinta una hoja en blanco cubierta de polvo con palabras que nunca encontrarían sentido porque ya nada lo tenía.


-Sandra MG-

20 de agosto de 2013

LOVE DAYS Vol. II

Bloggers! Aquí os dejo la continuación de la sesión de fotos que os puse en la entrada anterior, como veis estas son más veraniegas, con piscinita, mucho blanco y colores intensos. 
Una vez más gracias a los modelos, fue un auténtico placer :)
Seguiré subiendo entradas con fotos, aunque lo de escribir parece que lo tengo un poco abandonado... espero poder subir algun post con un texto.
Ahora mismo estoy trabajando en un corto con una gran amiga y estoy muy entusiasmada :)
En septiembre me tocará buscar piso, porque seguramente me vaya a Málaga a la universidad para estudiar Comunicación Audiovisual :)
Ah! y el sábado me voy una semanita a la playa con mi familia. Parece que mi verano ha arrancado tarde pero espero que lo último que queda sea muy intenso.
¿Qué tal vuestro verano?
Un beso.



12 de agosto de 2013

LOVE DAYS Vol. I


Esta fue mi primera sesión en condiciones por así decirlo, y la verdad es que quedé encantada con el resultado. Una vez más darle las gracias a mis dos modelos: Maria Hidalgo y Lucas Baena (Lukas Layton) por haberme dado la oportunidad de fotografiarlos.
Las fotos las hicimos aprovechando la grabación del videoclip "LOVE DAYS" de Lukas, el cual os enseñaré en la próxima entrada junto con las fotos que hicimos en el exterior de un hotel de mi ciudad, que por cierto es un encanto de lugar.
Espero que os gusten tanto como a mi.
Besos.

8 de junio de 2013

Preguntas sin respuestas

"Hasta poco después no entendería el alcance de sus palabras. Palabras vacías, rotas, oscuras, palabras que me conducían a un abismo del que nadie podría salvarme.
Todo se movía muy rápido a mi alrededor, pero yo avanzaba a cámara lenta, no era dueña de mi cuerpo, las imágenes pasaban cerca de mí sin rozarme, temerosas, con cuidado.
Evitaba pisar los charcos de aquella noche fría en pleno mes de marzo. El aire se pegaba en mi cara helada arañándome como esas palabras en mi cabeza que volvían una y otra vez como el eco. Un simple ¿por qué? sin respuesta, pensando que esa mañana cuando desperté, el cielo estaba azul."


Este es el texto con el que gané el concurso de microrrelatos de mi instituto, espero que os guste :)

Sandra  MG.

12 de mayo de 2013


"La felicidad se puede encontrar en los tiempos más oscuros si uno recuerda volver a la luz"

21 de abril de 2013

Grité para no oírme

Nunca supe salir de esta caja de cristal, miraba todo lo que había fuera pero nunca llegué a tocar con mis manos todo aquello que observaba. Nunca llegué a disfrutar del olor del viento. Nunca llegué a escuchar la música de la vida. Y comprendí que aunque miraba, observaba y contemplaba, no sabía lo que en realidad miraba, observaba y contemplaba. Que todo era una mentira frágil dentro de un cofre de cartón, láminas de colores en un escenario de ilusiones que se rompían al acabar la función.

-Sandra Moreno-

17 de abril de 2013

¿Qué somos mas que un hecho escrito en un papel a punto de convertirse en polvo?

Somos frágiles y a la vez indestructibles. 
Somos nada y a la vez todo.
Somos polvo, que se mezcla con el viento.
Somos vida, somos muerte.
Somos lo que quieren que seamos.
Somos lo que nadie entiende.
Somos extraños, frente lo que ya conocemos.
Somos dudas que invaden los pensamientos.
Somos sueños, somos realidad.
Somos aire, somos silencio.
Somos lo que nada quiere que seamos.
Somos tú.
Somos yo. 
Somos diferentes, y pese a todo, iguales.


-Sandra Moreno

7 de abril de 2013

Todo empezó una noche fría de marzo

Los ojos me picaban, se me empañaban, las imágenes se distorsionaban, y entendí que estaba llorando cuando las lágrimas mojaron mis labios. 
Todo a mi alrededor se movía muy deprisa, y yo sin embargo, parecía que iba a cámara lenta. Mis piernas se movían solas, no era dueña de mi cuerpo, mi mente no se encontraba pisando ese suelo de piedras grises mal colocadas, simplemente corría, corría sin detenerme por nada, las lágrimas se derramaban por mis mejillas heladas en aquella noche fría y lluviosa de marzo, y solo un pensamiento en mi cabeza que no paraba de retumbar y volver como si fuera un eco...
Reconocí esa voz después de dos segundos de contestar a esa extraña llamada a las diez y media de la noche. Esa dulce y tierna voz que reconocería en cualquier parte, pero esta vez era triste, llena de miedo. Ella lloraba al otro lado del teléfono, a unos pocos kilómetros de distancia. Tres palabras logré entender. Después todo se paró. El mundo se me hizo frío, frágil, de cristal. El suelo desapareció bajo mis pies. Y yo me precipitaba hacia un abismo oscuro, muy oscuro, del cual estaba convencida que nadie podría salvarme.

3 de abril de 2013


Intenta no olvidar quién eres . Sé feliz.

27 de enero de 2013

Ser nadie.

[Tal vez exista un "algo" que nos guía por este camino que aun desconocemos. Tal vez seamos solo marionetas de madera en un gran escenario al que llamamos mundo. Tal vez exista un botón que apague nuestros recuerdos. Tal vez nunca hayamos vivido. Tal vez nunca hayamos muerto. Tal vez estemos en un largo sueño del que algún día despertemos. 
Ya no hay verdad, ya no sale la mentira de tú boca, ni de la mía. Ni la voz se convierte en ese eco interminable en nuestra cabeza. Hablas con la mirada porque observas a través del gusto y sientes las palabras acariciándote la piel y arañándote a la vez. 
Sentimientos que se desvanecen y otros que crecen rápido, sin dejar hueco, sin dejar aire. Respira hondo. Sabes quién eres. Sé feliz.]
*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*