8 de febrero de 2014

Hola y adios

Comencemos un nuevo día, el sol brilla en el cielo azul.
A falta de inspiración escribir lo primero que se te ocurra.
Desvariemos juntos otra vez.
No me sueltes, quiero sentir el calor de tu piel.
Mírame, estoy aquí, esperándote una vez más.
Una vez más, y otra, otra, otra...
El mundo entero se ha propuesto esta casualidad y por ahora me va bien.



Sandra EmeGe

No hay comentarios:

Publicar un comentario